Demanda colectiva antimonopolio contra Invisalign



Se ha presentado una demanda contra la marca Invisalign de Align Technologies en San Francisco, EEUU, por precios abusivos y control monopolístico del mercado de alineadores.


Durante muchos años, Align ha podido cobrar precios abusivos por sus alineadores Invisalign porque su tecnología estaba protegida por patentes. Cuando estas patentes comenzaron a expirar en 2017, Align se vio contra una nueva competencia generalizada en el mercado de alineadores.


En lugar de bajar precios debido a la competencia que estaba surgiendo o invertir en tecnología digital que hubiera ofrecido un mejor producto tanto a pacientes como a dentistas, Align Technologies rompió una asociación con un proveedor clave de escáneres, que son dispositivos portátiles y que se utilizan para generar imágenes digitales de los dientes para mover de los pacientes.


Align diseñó su escáner de tal manera que resultaba prohibitivamente costoso para los dentistas y ortodoncistas usarlo para otros alineadores. Align consolidó aún más su monopolio al celebrar acuerdos exclusivos con dos de las organizaciones de servicios dentales más grandes de EEUU.


El carácter monopolista de la empresa de Invisalign también ha tenido una gran repercusión en Europa, ya que los precios siguen subiendo para los dentistas y con ello a los pacientes. Además, los dentistas continúan enviando casos a EEUU, ya que han creado una imagen de marca donde parece que no hay cabida de otros sistemas de alineadores. El paciente llega a pensar que mientras mas caro mejor es el tratamiento.


Desde 1997 nosotros venimos explicando esta manera monopolística de actuar de Align Technologies en el mercado español. Por aquel entonces el dentista u ortodoncista tenía que pagar 6000 € solamente por ser aceptado como cliente, ya que no podía intervenir para nada en el protocolo de movimientos. El ortodoncista no podía mover los dientes como a él le pareciera. Tenía que fiarse de lo que decían los técnicos de Costa Rica, ya que por costos, no eran dentistas americanos que los realizaban. Además los alineadores son fabricados en México también para abaratar costes. Se comprendería si bajaran el precio a los dentistas pero al contrario los suben y de ahí la demanda colectiva antimonopolística.


El próximo año empieza su desembarco en Europa. Como los gobiernos graban a los dentistas en impuestos una gran parte de los beneficios, han decidido poner una planta en Polonia de fabricación de alineadores, junto con laboratorios virtuales de protocolos en España, Alemania y Polonia. Pero dudo mucho que bajen los precios, ya que la demanda de alineadores va subir un 20/30 % los próximos años.


Align Technologies siempre ha sido una compañía muy hermética. Nunca ha presentado sus estudios en revistas de alcance científico hasta bien entrada la primera década del siglo XXI. Solamente algunas universidades han presentado algunos trabajos, pero no en la cantidad que debería de existir.


En nuestra clínica digital, nosotros luchamos contra este monopolio fabricando nuestros propios alineadores a partir de los protocolos que realizamos para cada paciente. Eso ha beneficiado a que los pacientes salgan ganando además de la satisfacción de poder hacerlo todo aquí en Alcoy.






11 vistas0 comentarios